Coyuntura y perspectivas del agro salvadoreño, I-2012

El producto interno bruto (PIB) agropecuario (que mide el valor agregado del sector) finalizó 2011 con una reducción de -3.78%.  El subsector de mayor reducción fue la ganadería (gráfica), por los altos costos de producción por precios de los granos y los pastos dañados por lluvias excesivas en 2011.  A pesar del precio de US$0.42/botella, el subsector no logra responder a la mayor demanda nacional por el programa de alimentación escolar “Vaso de Leche”, que beneficia a medio millón de estudiantes en las zonas central y occidental.

Las otras producciones agrícolas (frutas y hortalizas) también fueron afectadas severamente por las lluvias.  El único subsector con un crecimiento robusto fue la pesca, debido a la dinámica de la planta industrial de atún.  Los granos básicos no reflejan mayor cambio relativo a 2010, pero la producción en ese año también fue afectado por el clima.  El MAG todavía no ha oficializado las cifras finales de producción de granos básicos para 2011/12, aunque se ha reconocido que las pérdidas en maíz fueron 5 millones de qq, y en el frijol, 400 mil qq.

Con la salida de La Niña, el fenómeno de El Niño entra en una fase neutral, lo cual significaría lluvias normales y una canícula débil para El Salvador de mayo a julio de 2012, buenas noticias para el café, el maíz, los pastos y las frutas y hortalizas sin riego.  Es posible que se entre en una fase de El Niño a partir de agosto, lo cual podría generar reducciones en las lluvias para el resto del año, con efectos potenciales en el frijol y sorgo.

El Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) anunció que se otorgarán 325 mil paquetes de semilla de maíz y fertilizante, y 140 mil paquetes de frijol.  En 2012, el 80% de la semilla de maíz blanco y de frijol en los paquetes agrícolas provendrá de la producción nacional.  La estabilidad en el precio nacional de frijol (US$58-60/qq a mayorista) refleja el flujo suficiente de importaciones desde Nicaragua y Honduras.  El precio del maíz blanco también se ha mantenido relativamente estable (US$17-17.50), reflejando que las importaciones privadas han sido suficientes para suplementar la producción nacional.

El precio al productor nacional de café se ha reducido 25% en los últimos seis meses, mientras que el precio internacional se ha decrecido 20%, debido a preocupaciones sobre la economía global, la devaluación del real de Brasil, y las perspectivas positivas para la próxima cosecha.  La reducción del precio todavía permite que los ingresos netos sean positivos, pero reduce el margen para la renovación de los cafetales para incrementar la productividad y poder salir de deudas anteriores.  La producción estimada de café en El Salvador para 2011/12 fue de 1.65 millones de qq oro, aunque algunos analistas indican que el número final será menor.  Para 2012/13, se ha producido una buena floración, y se espera buen clima, para lograr una recuperación sustancial en la cosecha del grano.

El precio internacional del azúcar se mantuvo relativamente estable durante el trimestre, siempre con un nivel relativamente alto (US$0.24/lb).  Los agroindustria azucarera nacional podrá aprovechar esta situación beneficiosa, ya que se estima una producción alta de 14,999,039 qq (¿no pudieron encontrar unas libras más para los 15 millones cabales?) en 2011/12.  La productividad agrícola (65.6 tc de caña/mz) e industrial (235 lb de azúcar/tc de caña) reflejan las inversiones en investigación, asistencia técnica, buena calidad genética de la caña y el uso creciente de riego.

El crecimiento del subsector pesquero descansa en la planta industrial de atún en La Unión, cuyas exportaciones alcanzarán 35 mil tm y US$90 millones este año, un incremento de más del 10% comparado con 2010.  La inversión española ha triplicado su volumen de producción desde su año inicial de operaciones en 2003.  La extracción de camarón sigue deprimida por la falta de condiciones apropiadas para el crecimiento del recurso debido a la tala de manglares y la contaminación de las aguas costeras.

About amyangel5

Economista agrícola, analista del sector agropecuario salvadoreño y centroamericano.
This entry was posted in coyuntura y perspectivas and tagged , , , , , , , . Bookmark the permalink.

3 Responses to Coyuntura y perspectivas del agro salvadoreño, I-2012

  1. Roberto Handal says:

    Que bueno es tener esta información, ya que nos permite ver muchas cosas que nos afectan positiva y negativamente.

    El café, que además de ser un rubro importante en la economía y en la ecología del país, aún no alcanza a despegar. Habrá que revisar las políticas relacionadas con este sector de la economía y de la agricultura.

    Los granos, que muy a pesar de las políticas existentes y del Programa de Agricultura Familiar (PAF), también no logran tener un impulso lo suficientemente fuerte como para disminuir globalmente las importaciones, lo que permite una fuga importante de capitales importantes que, sumadas al consumo de combustibles, utilidades de empresas extranjeras con actividades importantes en el país y otras, no permiten que tengamos una economía sana y fuerte, como para mantenernos a flote sin depender de los empréstitos de los organismos multilaterales o de las “ayudas” de países amigos.

    La caña de azúcar que, a pesar de que cada vez tiene una cantidad mayor de terrenos para su producción, no refleja una productividad que se correlacione directamente. A lo cual debe de agregársele el hecho de los impactos ambientales que está generando en otras áreas de la economía nacional y local.

    En la economía nacional, aunque no conozco estudios específicos de esto, es muy probable que la contaminación de los estuarios y las modificaciones de la salinidad en los mismos (y por consiguiente la pérdida de manglares y de las condiciones adecuadas para el crecimiento de muchas especies costero marinas), estén vinculados con el cultivo de la caña de azúcar.

    En la economía local, se tienen fuertes impactos en el cultivo de granos básicos, hortalizas y frutales, como resultado de los madurantes que se utilizan en el cultivo de la caña de azúcar. Eso lo han manifestado muchas personas afectadas por esta actividad económica.

    Habrá que pensar, entonces, si el cultivo de caña es beneficioso para el país, porque el deterioro ambiental se ve incrementado, aún más, por las talas indiscriminadas hasta de los bosques de galería (árboles a las orillas de ríos y quebradas) y por las quemas que se realizan en los cultivos (para facilitar la corta de los cañales). Aquí se está en un dilema de mucha importancia con relación al cambio climático: por un lado, con la tala de árboles, se están eliminando los sumideros de carbono; y, por otro, con las quemas, se están incrementando las emisiones de Gades con efecto invernadero (GEI). Por eso y como un profesional responsable, no sólo con mi país, sino con el planeta entero, escribimos un documento el año pasado (véase http://biblioteca.catie.ac.cr/cursocuencas/documentos/Acciones_mitigacion_en_cuencas_Handal_2011.pdf), en donde se dan muchas recomendaciones para ser consideradas dentro de una política agropecuaria de El Salvador.

    En ese documento, como lo dijimos en su oportunidad, no escribimos nada sobre la generación de energías limpias, porque creímos que otros lo harían para complementarlo, ya que fue escrito dentro del Taller Electrónico Latinoamericano “Manejo Integrado de Cuencas Hidrográficas en un contexto de Adaptación y Mitigación a los efectos del Cambio Climático”. El cual ha sido publicado en la web por el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), de Costa Rica y a la vez sirve de documento de referencia en los cursos de especialización de la referida institución, en la temática de Cuencas Hidrográficas. Los invito a leer atentamente, también, ese documento.

  2. Edmidlia Guzman says:

    Importante información Amy, Gracias por sistematizarla. Parece que todo el sector va a tener un crecimiento, aunque no el que quisiéramos pero al menos las políticas actuales han logrado por lo menos en algunos rubros mejorar la inversión y producción. Me preocupa en alguna medida el creciente uso de pesticidas y productos hormonales en la caña de azúcar en la zona costera debido al posible daño a la biodiversidad y a los acuíferos someros. Habría que plantearlo a la gremial e instituciones respectivas para evitar futuras consecuencias como las actuales con las enfermedades renales en el bajo Lempa y otras zonas costeras.

    • amyangel5 says:

      Tienes mucha razón, Edmidlia. Una discusión franca, basada en evidencia técnica, de los efectos de la quema y de uso de ciertos agroquímicos es importante, involucrando a la agroindustria en la oportunidad para mejorar su impacto ambiental y social.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s